jueves, 1 de marzo de 2007

Dia 20: Eternidad

Solo faltan 96 horas para terminar esto y darme una pajeada como los dioses. Ahora que hago memoria me acorde que una vez hace mucho tiempo casi llegue a las 3 semanas sin ninguna corrida. Fue en el 2004 cuando vi por primera vez a la mamacita de maria sharapova ganando el wimbledon de ese año. Estaba tan embobado con ella (por que la franca es un cuerazo de mujer) que me olvide de la manuela por todo un tiempo sin darme siquiera cuenta que estaba en abstinencia. No necesite ni ansioliticos, ni medicina ni ninguna otra vaina para dejar de sobar al pajarraco.

Me la pasaba horas buscando informacion de ella en internet, en los periodicos, en las noticias, en donde sea posible. Como que me obsesioné con ella durante ese tiempo. Buscaba fotos, videos, comentarios deportivos y vainas parecidas. Asi me la pase 20 dias, como ahora, y es la unica ocasion en que casi llegue a las 3 semanas sin masturbarme. Despues de eso mi vida siguio igual que antes. Lo hacia cada 7 dias a lo mucho, y luego me daba una relajada con una puñeta antiestres, como todo un profesional.

Ahora estoy a punto de cumplir uno de mis mas grandes anhelos, llegar a las 3 semanas sin volar cometa. No se cuantos años llevo tratando de hacer eso. Y solo faltan 24 horas para cumplirlo. Por ahora todo va bien y espero llegar a mañana y festejar como se merece (ojo, no me refiero a una corrida manuelera) y despues de eso continuar asi hasta el dia 24 (que para mi se esta haciendo una eternidad).

2 comentarios:

RacuRock dijo...

ya que estas en la onda... porque no haces el mes entero? jeje

El Gran RacuRock

Doctora Yvonne dijo...

Estimado jeropa,
es la segunda vez que visito su rincón y quiero contarle que me hace reír mucho.


Antes de ayer me hice una paja y el orgasmo me duró como 5 minutos. Estuvo absolutamente delicioso.

Cuanto más tiempo uno deje entre paja y paja, mejor se disfrutan y alcanzan más el hiperrealismo

quiero felicitarlo por las tres semanas. salud por su próxima paja, que la disfrute como se lo merece


Y porsupuesto, un saludo mano a mano